Social icons

6 jul. 2018

Una escala de 21 horas en Estambul


No se si sabes lo que es un stopover, así que voy a empezar explicándote que en aviación hay dos términos para cuando un vuelo hace una o mas escalas cuando se dirige de un destino a otro. Uno de estos términos es layover que significa que la duración de la escala es menor a 4 horas y el otro es stopover que por el contrario implica que la duración de la escala es mayor a 4 horas.

La ventaja de hacer stopovers es que muchas veces puedes aprovecharlos para conocer un destino adicional sin tener que pagar la escala!. Así es como comienza está aventura que te voy a contar, con un vuelo de Turkish Airlines desde Bogotá hasta Estocolmo que costó $921 USD incluyendo una parada de 21 horas en la ciudad de Estambul.

PLANEANDO LA AVENTURA

Antes de comenzar el viaje investigamos sobre qué podíamos hacer en Estambul durante las horas que íbamos a permanecer allí, pues llegaríamos sobre las 11 am y partiríamos a Estocolmo a las 8:25 am del día siguiente, al parecer no investigamos lo suficiente pero de eso te vas a enterar después. Usando google maps armamos nuestra lista de lugares por conocer e inclusive reservamos una noche de hotel usando Booking para descansar después de conocer la ciudad y así prepararnos para el viaje a Estocolmo del día siguiente.


SOBREVIVIENDO EL VUELO DE 14 HORAS

Comenzamos el día con un primer vuelo Bogotá - Estambul que hacía una mini parada (layover) en Ciudad de Panamá para recoger mas gente y hacer uno que otro mantenimiento.

El vuelo es realmente largo, pero Turkish Airlines brinda todos los servicios para hacer el viaje lo mas agradable posible. Desde pantuflas hasta cepillo de dientes! y la comida es increíble.


Después de 14 horas en el avión por fin llegamos a la ciudad de Estambul en la cual tuvimos que hacer una fila realmente larga para pasar por migración, luego allí comenzamos a buscar la red wifi pero nos llevamos la sorpresa de que para acceder a ella debes tener rooming activado (lee aquí las 5 cosas que debes saber antes de visitar Turquía).

«Esa fue la primera lección aprendida del viaje, por seguridad y tranquilidad cuando viajes activa el rooming (así no lo vayas a utilizar)»

Ya ibamos preparados con lo que necesitábamos para quedarnos ese día, todo dentro del morral de mano, sin embargo teníamos la duda de si podíamos chequear las maletas o si nos iba a tocar meterlas en alguna bodega mientras recorríamos la ciudad (lo cual también es posible), pero pudimos chequear las maletas así que fue una preocupación menos para comenzar a recorrer la ciudad y tratar de conocer todos los puntos que habíamos planeado.


CAMINANDO POR LA CIUDAD

Buscamos la parada del Havabus, un servicio de transporte que sale del aeropuerto hacia varios puntos de la ciudad, y avisamos al conductor que nuestro destino era la Plaza Taksim ya que desde allí íbamos a comenzar a caminar.


Una vez en la Plaza Taksim buscamos un lugar para comer algo, así fue como terminamos probando el típico desayuno turco kahvalti: tomates, pepinos, muchos tipos de queso, aceitunas verdes y negras, sucuk, panes con mermelada, miel y mantequilla, y todo acompañado del imperdible té negro.


En el lugar nos dieron acceso a su red wifi, pero los mapas no nos cargaron muy bien y como no queríamos perder mas tiempo comenzamos a caminar varios metros hasta que nos dimos cuenta de que íbamos en dirección contraria a la Torre Galata (nuestra primera parada), así que tuvimos que ajustar nuestro trayecto y devolvernos.

En el camino pudimos percibir un olor característico que resultó siendo el olor de castañas asadas (hay gran cantidad de puestos de comida callejera donde las venden).


Luego de caminar bastantes kilómetros por fin llegamos a una de las torres mas antiguas del mundo la Torre Galata, que se construyó para servir como faro en el siglo V, actualmente es uno de los lugares desde donde se pueden tener las mejores vistas de la ciudad.


Después de dar algunas vueltas por la zona ya había entrado la tarde así que seguimos caminando, pudimos cruzar el puente Galata admirando el paisaje, la gente ubicada en el puente con sus cañas largas de pescar y los varios domos y columnas que parecen lanzas dirigidas al cielo.


Nos dirigimos a la mezquita Süleymaniye Külliyesi y descubrimos que se le llama kulliyyahs a los complejos de mezquitas y las estructuras de sus alrededores.


Dentro de la mezquita los voluntarios nos explicaron un poco de su cultura y religión, también conocimos un poco de la historia del lugar, de como simboliza los días dorados del imperio otomano, de que los símbolos de los muros son los 99 nombres de Dios, algunas frases puestas intencionalmente y algunos fragmentos del corán.


Descubrimos otras cosas interesantes como que la razón por la cual las luces son bajas es porque antiguamente no existía electricidad y debían encender los faros con velas, y también que hay varios huevos de avestruz pues se cree que alejan a las arañas.


Luego de la mezquita entramos al Bazar de Especias donde compramos té y unos juegos de ceramica como sourvenirs, tambien pudimos comprobar que con los turcos hay que negociar, siempre ofreciendo valores muy por debajo a los precios que ellos dan (funciona!).


Si hubiéramos tenido acceso a Internet hubiéramos llegado hacia la mezquita azul y toda la zona turistica que teniamos pendiente, pero como no estábamos seguros de cuanto mas debíamos caminar, ya era muy tarde y estábamos muy cansados, decidimos que lo mejor era irnos para el hotel, pues el recorrido iba a ser largo (habíamos reservado el hotel cerca al aeropuerto).


Nuestro plan inicialmente era tomar el transporte público pero pensamos que tomando un taxi llegaríamos mas rápido. Error, había demasiado embotellamiento y nos demoramos como 50 minutos en llegar.

EN LA BÚSQUEDA DEL HOTEL ESCONDIDO

El hotel Express Inci Airport fue casi imposible de encontrar, el señor taxista no hablaba ingles (nada!), así que nos dejó en una calle, nos dio unas instrucciones en turco y quedamos ahí sin saber a donde ir. Caminamos mucho buscando el hotel, le preguntamos a muchas personas pero nadie hablaba ingles y nadie sabia donde quedaba, así que nos tocó entrar a otro hotel de la misma cadena donde tuvimos que pedir que nos ayudaran a encontrarlo, menos mal fueron super amables y nos llevaron en auto.

Cuando llegamos al hotel nos dimos cuenta de que sin ayuda nunca lo hubiéramos encontrado, quedaba en una calle super oscura y super estrecha. La parte positiva fue la amabilidad del personal y la calidad de las habitaciones (buenas, bonitas y baratas!).


Luego de descansar un poco salimos a buscar un lugar donde comer, y terminamos encontrando un restaurante donde probamos mas comida típica: kebapata, chicken wings turkish style, panes artesanales y por supuesto mas té.


Al otro día debimos alistarnos muy temprano para llegar al aeropuerto y poder tomar el avión hacia Estocolmo, aunque no alcanzábamos a tomar el desayuno del hotel ellos nos empacaron unos sándwiches y nos pidieron el taxi que nos llevaría al aeropuerto (que a pesar de la cercanía costó ₺ 22).

MAS LECCIONES APRENDIDAS

En conclusión fue el stopover mas largo de la vida, a pesar de haber planeado con anterioridad no pudimos conocer ni la mitad de lo que teníamos en la lista y despues no vas a creer lo que descubrimos!:

«La segunda lección aprendida del viaje es que Turkish Airlines ofrece toures gratis para aquellos pasajeros que hacen escala de más de 6 horas en Estambul!, si cumples ese requisito de las horas solo hay que inscribirse al Touristanbul en el puesto que se encuentra en la Terminal de Llegadas Internacionales del Aeropuerto Ataturk»

Osea, que fail!, nos hubiéramos podido ahorrar toda la caminata.

Sin embargo si hubiéramos ido con rooming y mapas disponibles todo hubiera sido mas fácil. Muchos lugares quedaron pendientes por conocer, así que es la excusa perfecta para visitar de nuevo la ciudad y en lo posible gastar días en vez de solo algunas horas allí (o en su defecto volver a volar con Turkish Airlines y aprovechar el tour gratis de la aerolínea).

Haz tenido la oportunidad de hacer un stopover en alguna ciudad?, qué tanto lograste conocer? Cuéntame tu experiencia!. Si te sirvió esta información compártela!.
para imagenes de pinterest

Morral de Tuá e Muá
Strap de cámara de Tuá e Muá

Publicar un comentario

Con tecnología de Blogger.